Tolkien: la mirada desde una no-fan

Por Valentina Morales E.


El domingo accedí a ver Tolkien y para mi suerte; me encantó. Digo que accedí porque nunca he visto El Señor de los Anillos ni ninguna de este autor. No me llaman la atención, principalmente porque no me gusta la fantasía ni la ciencia ficción. Decidí verla, porque me gustan las temáticas sobre cosas que pasan en la vida real. Adoro las biográficas, así que le di una oportunidad, pero con temor de que tuviera algo fantástico, pero afortunadamente no lo tenía.


La película fluye por sí misma y atrapa desde el primer momento, a través de saltos en el tiempo, partiendo por el pequeño Tolkien,  un niño brillante que al quedar huérfano junto a su hermano menor es acogido por la Iglesia, quien le consigue dónde vivir y un excelente colegio. Ahí conocerá el valor de la amistad y fundará un club artístico con tres amigos más.


Un maduro Nicolás Hoult (Skins) lo interpreta ya más grande, en sus últimos años de colegio, en la universidad y también en sus años en la guerra que son muy bien retratados y de dónde nace la inspiración para escribir El Señor de los Anillos. También hay espacio para el amor, en manos de Edith (Lily Collins), que conlleva una muy linda historia, que sale del típico amor romántico del común.



Sin duda es uno de los mejores films biográficos que he visto, pues generalmente todo se enfocan en un solo ámbito, como las películas de Steve Jobs y Mark Zuckerberg, que están muy centradas en su vida laboral. En este caso, se toma la vida de Tolkien desde distintas esferas y en distintos periodos de su vida, lo que la hace muy interesante.


Hace unos años, vi 17 Again (Zac Efron) y en ella un personaje era fan de las obras de Tolkien y hablaba lenguaje élfico. En ese entonces, no sabía que era y me pareció muy tonto. Hoy, me parece casi un genio. No había reflexionado sobre qué tan brillante hay que ser para crear un nuevo lenguaje. Hoy, incluso estoy dispuesta a ver sus famosas sagas.

Recomiendo totalmente verla, es imposible aburrirse. La línea temporal está muy bien lograda y hasta la fotografía es increíble. Hace un buen tiempo que no disfrutaba de esta forma en el cine.




Böldness

SITIO WEB DE TENDENCIAS, ESTILO DE VIDA E INSPIRACIÓN 

Por si quieres hablar con nosotras